JM News Portal - шаблон joomla Продвижение

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

Parque Nacional Yasuní es el área protegida más grande del Ecuador continental y está situado en una de las áreas más importantes del planeta en biodiversidad, en las provincias de Orellana y Pastaza.

El Yasuní es un laboratorio natural que ofrece la oportunidad de aprender sobre los sistemas tropicales. Alberga a uno de los ecosistemas de mayor biodiversidad en el mundo, donde habitan los más variados representantes de la fauna y flora tropicales.

El Parque Nacional Yasuní cuenta con 982.000 hectáreas de Bosque Húmedo Tropical, conforme el Acuerdo Ministerial del 26 de Julio de 1979, ostenta el record mundial de biodiversidad, tanto por su variedad de plantas como animales, desde anfibios a árboles, pasando por insectos.

Por su gran diversidad, ecosistemas y hábitat, ha sido declarado por la UNESCO como Reserva de la Biosfera en 1989. Creado para preservación de especies en peligro de extinción y proteger innumerables especies animales y vegetales, brindando oportunidades para el conocimiento.

Está situado en áreas de las subcuencas de los ríos Tiputini, Yasuní, Nashiño, Cononaco y Curaray, tributarios del río Napo, quien a la vez desemboca en el Amazonas.

Los ríos Napo, Cononaco y Curaray son navegables durante todo el invierno y constituyen las principales vías fluviales de acceso aciertos sectores del Parque.

El Yasuní protege un amplio rango de la comunidad de vegetales arbóreas, considerada como la más diversa del mundo, la cual se extiende desde el occidente del Ecuador y el noreste de Perú hasta el Brasil. Cuenta con colinas de densa vegetación, árboles madereros y muchas especies de aves. Así mismo, tiene llanuras con extensos pantanos.

A través de estudios se han determinado que existen más de 500 especies de aves, en cuanto a mamíferos, se han registrado de 173 especies, que corresponderían al 57% de toda la fauna existente en el país.

Se han registrado 62 especies de serpientes y más de 100 de anfibios, 43 de las cuales corresponden exclusivamente a ranas arborícolas, muchas de colores tan intensos como tóxicos. La presencia de grandes predadores como el jaguar y el puma, es una muestra de que la fauna aún mantiene un equilibrio en su entorno. La ictiofauna compuesta por peces de agua dulce, presenta también una altísima diversidad.

 

Además de albergar una inmensa biodiversidad de flora y fauna, el Parque Nacional Yasuní alberga a grupos de Waorani que se mantienen aislados del mundo occidental, los llamados Tagaeris y Taromenanes, quienes han mantenido su estilo de vida hasta la actualidad.