Economía

Bajos precios y deudas golpean a florícolas y bananeras por la guerra

El mercado ruso se cierra con las sanciones económicas.

Los exportadores nacionales deben buscar otros mercados y vender barata su producción.

La guerra entre Rusia y Ucrania está provocando problemas logísticos y de cobro para algunos de los principales sectores exportadores de Ecuador.

En primer lugar, el anuncio de navieras como Maersk y Hapag-Lloyd de suspender sus servicios de transporte hasta el mercado ruso ya está causando afectaciones a las exportaciones de banano.

Esto principalmente porque Odesa, la entrada en el mar Negro para abastecer el centro de Eurasia, está sitiada por tropas rusas y el puerto está paralizado.

Los buques de EE.UU, Europa Occidental y Japón han decidido, por temas de seguridad, ya no dirigir embarques a los puertos de San Petersburgo y otros de los principales de Rusia. Asimismo, los puertos occidentales no admitirán barcos rusos.

Esta situación pone en peligro la estabilidad de la actividad bananera, ya que Rusia y Ucrania compran la cuarta parte del total del banano que exporta Ecuador. En 2021, las ventas superaron los $786 millones ($705,8 millones en el mercado ruso y $80,6 millones en el ucraniano).

Walter Spurrier, economista, explicó que a eso se suma los principales gobiernos occidentales han impuesto serias sanciones al sistema financiero ruso. Los principales bancos de ese país han quedado fuera del sistema Swift (comunicación interbancaria); además le han congelado alrededor de la mitad de sus reservas económicas al Gobierno de Moscú.

Cada vez será más difícil el pago de la banca rusa por las importaciones de bienes y servicios. Además, en el mercado interno el rublo está cayendo en picada; hay corrida de depósitos, y el poder adquisitivo de los rusos y sus demandas se está contrayendo severamente.

El resultado es que cada vez se podrá colocar menos banano, o incluso cerrarse completamente el mercado. Ante esto, la única solución factible es buscar otros destinos para la producción que ya no puede ir a Rusia; pero el problema es que esa producción se vende a cada vez menor precio

“Como es mejor vender barato que dejar que el banano se pudra, lo destinado a Rusia irá otros mercados. Un importador estadounidense de banano guatemalteco declaró que esperaba una inundación de banano ecuatoriano, compitiendo con precios bajos. Según dijo, el mercado spot en Ecuador está a $3 la caja”, puntualizó Spurrier.

El sector bananero, ya golpeado por la pandemia con mayores costos de fertilizantes, papel para las cajas y fletes, entre otros rubros, ahora también tiene que lidiar con las dificultades de la guerra

Florícolas no pueden cobrar exportaciones a Rusia

Por su parte, los floricultores ecuatorianos tienen puestas sus esperanzas de que las sanciones económicas contra Rusia se levanten en el corto plazo.

Actualmente, la desconexión de los bancos rusos de la plataforma de pagos SWIFT está impidiendo que este sector pueda cobrar a Rusia $38 millones por las más de 6.500 toneladas de flores que vendieron en ese mercado, en víspera de la celebración del Día Internacional de la Mujer

Esta falta de pago, de acuerdo con la Asociación de Exportadores de Flores (Expoflores), podría extenderse entre los próximos seis o 10 meses, lo que dejaría sin piso gran parte de los negocios en ese mercado.

Si la situación continúa a mediano y largo plazo, no solo que no habrá pagos de las deudas, sino que tampoco se prevén ventas en el mercado ruso, que tradicionalmente absorbe el 15% de la oferta de flores ecuatorianas.

Los floricultores ya han solicitado una especie de rescate económico al Gobierno de Guillermo Lasso. Ese rescate en su parte medular consiste en el acceso a créditos frescos a muy largo plazo, lo que les ayudaría a mejorar la liquidez de las empresas.

Al igual que en el caso del banano, se están buscando destinos y mercados alternativos para evitar pérdidas importantes en los próximos meses.

La posibilidad de que los pagos rusos se canalicen desde el sistema propio que tiene China no es viable en un futuro cercano; además, no podría abarcar todas las transacciones.

El Gobierno debe tomar acciones

El sector bananero, como otros exportadores en Ecuador, sufre de la falta de políticas que impulsen una producción competitiva. Ana Rosero, economista, explicó que, a pesar de los esfuerzos del actual Gobierno, el país está atrasado en la agenda de firmas más acuerdos comerciales.

Asimismo, no se ven soluciones a los problemas de contratación en el mercado laboral, y las trabas para que ingrese más competencia en actividades demasiado reguladas y controladas como la bananera, en donde hay incluso precio oficiales.

De acuerdo con Spurrier, los principales perjudicados, en medio de los estragos de la guerra, serán los pequeños y medianos productores. En el caso del banano, una caída de esos productores será un golpe económico fuerte para la agricultura de la Costa centro-sur.

“Desde el Gobierno se requiere un paquete de medidas para ayudarlos a superar el mal momento. Podría ser el reintegro a los productores de los impuestos pagados con sus anteriores exportaciones (drawback retroactivo), restructurar créditos a mayor plazo, entre otras”, aseguró. (JS)

DATO. – La guerra entre Rusia y Ucrania puede costar a Ecuador entre $1.000 millones y $2.000 millones de exportaciones pérdidas.

DATO. – Otro producto estrella ecuatoriano que podría quedarse sin piso en el mercado ruso y ucraniano es el camarón. El monto en juego es de más de $130 millones.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
× ¿Cómo puedo ayudarte?